Rubén Paz, uno de los ídolos en la historia de Racing, en un dialogo que sostuvo a través de Instalive, recordó su paso por la institución de Avellaneda.

Lée también ¿Como compensará Racing a los abonados?

El Churrasco, contó como vive los días de cuarentena: “Ahora acá estamos bien, pero estamos de a poco queriendo volver a la normalidad. Ya el presidente dijo que la economía quiere que vuelva a activarse”.

Y sumó: “De las ocho semanas, salí dos veces. Estoy con mi señora y mi hijo Gonzalo, los tres la vamos llevando. En Artigas tengo a tres hijas, cuatro nietos y uno en camino y se extrañan un montón”

Rubén Paz, recordó como fue su arribo a la Academia, además de un debut que rindió grandes frutos. “Tuve la suerte de ser presentado en el 87, debutar y a los pocos días hacer un gol. Y ahí comenzó la ola de ‘El Uruguayo’ con la gente. Encontré una familia de buenas personas y grandes jugadores. Teníamos terrible cuadro”.

El ex futbolista de 60 años, destacó uno de los mejores momentos que vivió en el club. “Cuando fuimos a jugar con Central, en Arroyito, hacía 16 años que Racing no ganaba ahí, se cortaron muchas rachas con aquel equipo”

El uruguayo surgido de Peñarol, resaltó la idea de formar parte de la Acadé. “Me encantaría estar adentro de Racing, aportar de todos los lugares posibles. A veces se precisa un buen oído, una buena conversación. No es solo en el plantel profesional, la problemática más grande está en inferiores”, opinó.

Lée también Gastón Díaz: “No me puedo quejar de mi paso por Racing, salí campeón”

Para concluir, le envió un mensaje lleno de afecto a los hinchas: “A la gente de Racing le quiero mandar un beso grande”, y respecto a los días de aislamiento, señaló: “a la gente grande que se cuide mucho, que se queden en casa. El primer domingo que vuelva al fútbol hay que estar en el Cilindro”, cerró.

Deja una respuesta